¿Por qué nuestras mascarillas homologadas no son como las demás?

Si buscas innovación estás en la página correcta, pues uno de nuestros productos, en este caso las mascarillas homologadas están confeccionadas pasando todos los protocolos, certificaciones de seguridad y protección ante microorganismos perjudiciales para el ser humano.

Gracias a los materiales con los que están confeccionadas nuestras mascarillas, podrás disfrutar de un uso de más de 85 días, siempre y cuando laves la mascarilla una vez acabada la jornada. Si usas la mascarilla para el trabajo, usándola 5 veces a la semana, la duración de la efectividad de la misma se puede incrementar en el tiempo, ya que la usarías 20 veces al mes, con una duración de más de 4 meses conservando toda su efectividad.

Una vez pasado el tiempo recomendado, los materiales empezarán a perder sus propiedades de protección y filtración, pero muy gradualmente, pudiéndola utilizar de nuevo para ocasiones eventuales, pero éstas mascarillas están certificadas con un mínimo de 85 lavados, y su deterioro estará comprometido según el uso de las mismas como pasa con cualquier otro material destinado al mismo uso.

Nos importa la salud de las personas y la de nuestro planeta, por ello creamos unas mascarillas que perdurasen el máximo tiempo posible, para evitar  en medida de lo posible los desechos que generan las mascarillas de un solo uso. Vemos playas y ríos repletos de éstas mascarillas, dañando al ecosistema que conforman plantas, animales e insectos.

Nuestras mascarillas homologadas aun pueden utilizarse después del uso recomendado para cualquier otro fin que no sea para la protección del Covid-19, ya que con estas acciones evitamos la contaminación de nuestro entorno, pues no tenemos un Planeta B, y debemos de cuidarlo a la medida de lo posible.

Nuestros hijos están aprendiendo que el uso de la mascarilla es importante para protegerse de diferentes bacterias y virus, cosa que la mayoría de nosotros no lo hemos vivido a su edad, y ellos se están adaptando bastante bien, cosa que no podemos decir lo mismo de todos los adultos.